Las penas son de nosotros, el futbol es …

Nacional - DaubioSistemas hay muchos, 433, 442, etc. arcos 2, jugadores 22; solo hay en el juego un componente de una unidad: la pelota
Es justamente con ese elemento donde tenemos los Orientales, desde hace no sé cuánto, uno de los principales inconvenientes.
Este elemento, siempre: ganando, empatando o perdiendo es de los rivales, desde nuestra hoy querida Selección Nacional al más humilde equipo.
No logramos jugar con la pelota.
Nos sale “meter”, marcar, ser organizados, contragolpear bien, y un sinfín de quehaceres de este deporte; menos hacernos cargo del balón.

Y cuando un equipo uruguayo, como Nacional anoche que no jugó bien, se enfrenta con otro bien organizado, con una idea que viene de hace tiempo, con buenos jugadores (algunos mundialistas) y uno de sus principales méritos es el pase al compañero, sin vergüenza, con paciencia y el tiempo que sea necesario: es muy difícil.

Newell’s comenzó el partido teniendo el esférico, haciendo sucesiones de pases en su última línea: de su arquero a sus centrales, a los medios y de vuelta atrás. Sin llegar al arco rival.
Nacional entretanto especulaba esperando en su campo atento en la marca, dejando al contrario jugar, pero lejos de su arco.
Entonces, en el minuto 13, tanto toque, que el cuadro rosarino encontró el espacio tan deseado y Rodríguez anotó el primer gol.
Y el juego siguió igual.
Newell’s funcionaba con la pelota, siendo ancho y corto en la cancha, en ataque; y ancho y corto en defensa. Un equipo detrás de la línea de la pelota en los breves momentos que el adversario la poseía.
Nacional, corto y confuso en defensa; y largo, sin opciones de pase en ataque.
Apenas antes de finalizar el primer tiempo, recompensa para los argentinos, gol en contra y partido concluido.

En el segundo tiempo, una continuación de pases desde su área al otro arco terminó en el tercer tanto del local y de ahí en adelante solo quedaba esperar que terminara rápido el encuentro. Y sin más goles.
Que llegó, siendo el último de la noche, en el minuto 84 por Horacio Orzán.

Sobre Newell’s: un buen equipo, con un modelo claro de juego, que no venía bien y que anoche jugó su mejor partido en mucho tiempo.
Sobre Nacional: olvidar rápido este partido y tratar de mejorar pensando el Clausura.

         

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *